Configuración WiFI para la Raspberry Pi 2 con el adaptador Vilrus

Por defecto, la Raspberry Pi 2 dispone de un adaptador Ethernet para la parte de conectividad. Sin embargo, en mi caso, las tomas de red en casa no son muy abundantes por lo que es bastante más cómodo el tener conectividad Wifi para moverla libremente. Vilros tiene un adaptador bastante pequeño que se adapta a las necesidades de la Raspberry.

Si conectamos el adaptador directamente, veremos que la Raspberry lo detecta de forma correcta y nos aparece una nueva interfaz de red bajo el nombre wlan0.

Interfaz de red wlan0 en la Raspberry
Interfaz de red wlan0 en la Raspberry

La configuración de mi red utiliza WPA2-PSK junto con AES por lo que necesitaremos configurar de forma correcta el suplicante. En el caso de la Raspbian, será necesario modificar el fichero de configuración que se encuentra en la ruta /etc/wpa_supplicant/wpa_supplicant.conf añadiendo la parte de network sustituyendo los datos por los nuestros.

ctrl_interface=DIR=/var/run/wpa_supplicant GROUP=netdev
update_config=1
 
network={
        ssid="NuestroNombreDeRed"
        psk="NuestraPassword"
}

Tras ello, será necesario que recarguemos la configuración del suplicante bien forzándolo por consola con el siguiente comando o reiniciando.

sudo wpa_supplicant -Dwext -iwlan0 -c/etc/wpa_supplicant/wpa_supplicant.conf &

Tras ello, veremos que nuestra Raspberry Pi 2 está conectada a la Wifi

Interfaz de red wlan0 en la Raspberry conectada
Interfaz de red wlan0 en la Raspberry conectada

Configuración inicial de la Raspberry Pi 2

Tras haber arrancado nuestra imagen de Raspbian, el siguiente paso es terminar de configurar los parámetros básicos de nuestra placa. Para ello, tenemos el siguiente comando:

sudo raspi-config

Es una pequeña utilidad que nos permitirá realizar las siguientes tareas. Para navegar por las opciones únicamente es necesario utilizar las flechas de arriba y abajo, para seleccionar una específica el Enter, para movernos hacia atrás con Escape y para saltar a los menús inferiores el Tabulador.

Configuración Raspberry Pi 2
Configuración Raspberry Pi 2
  • Expandir el sistema de ficheros: con ello asignaremos a nuestra imagen del sistema operativo todo el tamaño disponible en la tarjeta microSD. Es necesario reiniciar la placa para aplicar los cambios.
  • Cambiar la contraseña: es buena idea si vamos a exponer nuestra Raspberry a internet el modificar los datos por defecto para evitar el acceso de terceros.
  • Seleccionar el arranque: por si preferimos arrancar en el escritorio, en la consola o en el entorno de desarrollo Scratch.
  • Opciones de internacionalización: básico si queremos definir nuestra configuración local a España en lugar de la de por defecto en inglés.
  • Enable camera: por si utilizamos el módulo de la cámara
  • Habilitar rastrack: para añadir tu placa al mapa global de dispositivos.
  • Overclock: para modificar la configuración del procesador aumentando el rendimiento. Ojo al usarlo, perjudica la vida de la placa.
  • Otas opciones avanzadas: otros detalles de la placa como el nombre, habilitar SSH y configuración de las conexiones SPI, I2C, Serie, Audio, etc.

¡A seguir probando nuevas cosas!

Primeros pasos con tu nueva Raspberry Pi 2

Si te acabas de comprar el nuevo modelo de Raspberry Pi 2 solo para poder desplegar Windows 10 en cuanto esté disponible, ya somos dos. Como a día de hoy aún nos toca esperar vamos a ver cuáles son los primeros pasos para convertir esta pequeña placa en un equipo completo y funcional.

En primer lugar, necesitaremos complementar nuestro nuevo juguete con una tarjeta microSD que contendrá el sistema operativo que ejecutaremos. La recomendación es de que sea al menos una tarjeta microSD de clase 4 con una capacidad de 8GB o más.

Tarjeta SanDisk Ultra 8 GB
Tarjeta SanDisk Ultra 8 GB

Tras ello, necesitamos obtener una imagen del sistema operativo a instalar. En la página de descargas podemos encontrar ocho opciones diferentes, desde la recomendada para principantes, NOOBS, hasta otras populares basadas en Debian o Ubuntu Core. En este caso, voy a quedarme con Raspbian. Existe la opción de descarga directa o por Torrent, la primera lo he intentado y no superaba los 50KB/s por lo que terminé finalmente con la segunda al máximo que daba mi ADSL.

Raspbian SO
Raspbian

El siguiente paso es copiar la imagen que nos hemos descargado a la tarjeta microSD. El formato del fichero es .img, para hacer la copia en Windows necesitaremos de una utilidad extra como Win32 Disk Imager. Tras instalarlo, únicamente tenemos que seleccionar dónde está nuestro fichero .img y a qué unidad lo queremos copiar. Tras ello, le damos a copiar y esperamos a que finalice.

Copia de la imagen a la microSD
Copia de la imagen a la microSD

Si no dispones de un teclado extra, un ratón extra o un monitor externo con HDMI como me ha sucedido a mí, es posible probar que todo funciona correctamente conectándonos por SSH a la placa. Para ello, necesitaremos buscar en nuestro router qué IP ha sido la que se le ha asignado e intentar conectarnos con el usuario y contraseña por defecto: pi / raspberry. Tras ello, tachán!

Raspbian a través de SSH
Raspbian a través de SSH

Ahora falta empezar a darle uso.